Dos niñas violadas en grupo y colgadas de un árbol en la India

La semana pasada, dos primas de 14 y 15 años fueron violadas por un grupo de tres hombres y ahorcadas tras la agresión. La circunstancia que propició el ataque es que iban al campo que usaban en el pueblo para hacer sus necesidades, dado que no disponían de baño en casa. La India es el lugar del mundo con mayor índice de defecación al aire libre ya que la mitad de su población, unos 600 millones de personas, no cuentan con un cuarto de baño. Esta circunstancia, además de los problemas de higiene que conlleva es especialmente peligrosa para las mujeres, dado que las expone a sufrir agresiones sexuales.

Como decía, esa fue la circunstancia que propició el ataque pero el motivo, como en la mayoría de agresiones sexuales, es el machismo. En el caso de la India, se suman otros  dos factores: la profundamente arraigada estructura patriarcal que confiere al hombre el poder absoluto en el ámbito social y familiar y el rígido sistema de castas legalmente eliminado pero plenamente vigente, aún más en las zonas rurales que en las urbanas. Las mujeres dalit, antes llamadas intocables, son las más propensas a sufrir violaciones que, muchas veces, se llevan a cabo incluso en el ámbito familiar.

En la India, la gran mayoría de los matrimonios son concertados y previo pago de una dote por parte de la familia de la mujer. El concepto es que, dado que la mujer sólo va a aportar hijos al matrimonio porque cuando se casa deja de trabajar, se convierte en un gasto para la familia del marido, que debe mantenerla. Prácticamente se podría decir que la familia de la novia paga para que el marido se haga cargo de ella. Eso motiva que, entre la población más pobre, que es la mayoría, una parte importante de los matrimonios se lleven a cabo entre familiares para rebajar la cuantía de la dote. La diferencia de edad tampoco es un freno, por lo que no es extraño conocer casos de chicas casadas con sus tíos paternos o maternos, con los problemas genéticos que eso conlleva en el momento de procrear.

El poco valor de la mujer para la sociedad india, que es una carga desde que nace ya que obliga a la familia a reunir una dote para su futura boda, favorece los abusos sexuales incluso por parte de los maridos. La mayor preocupación de una madre india es casar a su hija lo antes posible ya no sólo para evitar que la niña se enamore y pierda la virtud, sino sobre todo que sea violada y el pueblo se entere. Porque una cosa es una violación dentro del matrimonio (esto es, sin consecuencias sociales para ella), y otra muy diferente fuera de él. Una mujer violada se convierte automáticamente en una carga para la familia. Es por eso que muchas niñas dejan de estudiar si se tienen que desplazar mucho para ir al colegio, ya que los caminos rurales son escenarios habituales de agresiones sexuales. En ese sentido, también las mujeres viudas son víctimas de abusos en el campo cuando, a falta de un marido que las proteja, deben pasar la jornada trabajando la tierra solas.

En este contexto, como decía, la semana pasada se dio a conocer el caso  de dos adolescentes violadas en grupo y ahorcadas. Eran niñas dalit y su caso se ha conocido porque la prensa ha puesto el foco en ellas pero, por desgracia, cada 20 minutos se reporta una violación en la India. Esta misma semana otra chica de quince años ha aparecido también colgada tras ser violada en grupo (“gangrape” en inglés, una palabra que, por desgracia, es de las primeras que he aprendido leyendo la prensa india) también en el estado de Uttar Pradesh. Aunque, sin duda, el caso con más repercusión tanto dentro como fuera de la India fue el de la joven Amanat, violada por seis hombres en un autobús en presencia de su novio en 2012. La chica, de 23 años, estudiaba fisioterapia y volvía a casa después de ir al cine con su pareja. Murió unos días más tarde en un hospital a causa de la gravedad de las heridas.

Protesta en Delhi contra las violaciones tras el caso Amanat

Protesta en Delhi contra las violaciones tras el caso Amanat

En el caso de las primas, la actuación policial es la primera pista de por qué existe tanta violencia contra las mujeres. El tío de una de las niñas había ido al campo a hacer unas tareas a las 20:30h con una antorcha, puesto que el pueblo llevaba días sin electricidad. Entonces escuchó un grito de su sobrina y fue en su busca. Vio que uno de los detenidos, acompañado de otros tres hombres, la llevaba a rastras del pelo. El tío le golpeó para socorrerla, pero él sacó una pistola y le amenazó con matarle si no se iba. “Me entró miedo y huí. Ahora desearía no haberlo hecho”, se lamentó el hombre.

Madre de la niña menor violada y ahorcada en la India

Madre de la prima menor violada mostrando los cuadernos de su hija. Fuente: BBC News

El padre de la menor de las víctimas denunció públicamente que la policía no les hizo caso. Explicó que cuando llegaron a la comisaría y se dirigieron al responsable (uno de los detenidos) para denunciar que su hija llevaba dos horas desaparecida, lo primero que le preguntaron fue su casta. “Al decirle que era dalit, se burló de mí”, aseguró el hombre. Según su relato, le dijeron que volvieran a casa y esperaran, que sus hijas aparecerían en un par de horas. Pero dado que eso no ocurrió, las madres volvieron a la comisaría para insistir en que las buscaran y el entonces responsable y ahora detenido les espetó que no pensaba abrir ninguna investigación y las amenzó con matarlas si insistían en rellenar una hoja con la petición. Era la 1 de la madrugada. Tres horas después el mismo policía se presentó en casa de los familiares para informarles de que sus hijas habían aparecido ahorcadas.

La gente del pueblo ocupó la zona donde aparecieron los cadáveres durante seis horas para mostrar su rechazo.

Ciudadanos del pueblo se manifiestan contra el crimen cerca de la zona donde aparecieron las dos víctimas en Badaun, Uttar Pradesh, India

Gente del pueblo se manifestó contra el crimen cerca de la zona donde aparecieron las dos víctimas. Fuente: The Hindu

Pero si la actitud de la policía muestra el desdén de los cuerpos de seguridad por la seguridad, valga la redundacia, de las mujeres (muchas han sido violadas e incluso asesinadas en comisarías), no es mejor la de muchos políticos. El más alto cargo de Uttar Pradesh, estado donde ha ocurrido el suceso, Akhilesh Yadav, no sólo no ha condenado el incidente ni visitado a las familias sino que simplemente lo ha calificado de “hecho desafortunado”. Preguntado por una periodista sobre el aumento de las violaciones y la inacción policial, su respuesta fue: “Pero tú no has sufrido ningún peligro, ¿verdad? Pues eso es lo que tienes que explicar”. No ha sido el único desplante a la prensa. Días después se preguntaba por qué los medios están dando tanta publicidad a las violaciones en Uttar Pradesh “si eso pasa cada día en toda la India”.

Akhilesh Yadav

Akhilesh Yadav. Fuente: Pardaphash

Muchos ciudadanos se han indignado tanto que han convertido el hashtag #WakeUpAkhilesh (#DespiertaAkhilesh) en trending topic, criticando su insensibilidad con el caso y con la lacra de las violaciones. La misma ira han despertado las palabras del padre de Akhilesh y alto cargo del partido en el que militan ambos, Mulayam Singh Yadav, quien, tras las protestas por los continuos casos de violaciones, aseguró: ” Los chicos siempre serán chicos… cometen errores”, a lo que añadió “Primero, las chicas se hacen amigas de los chicos. Luego, cuando surgen diferencias, los acusan de violacion. Los chicos cometen errores. ¿Los vamos a ahorcar por violación?”.

La menor de las primas era una niña ambiciosa que, según ha explicado su propia madre, “quería estudiar hasta la universidad, como los chicos del pueblo”, y no sólo casarse, sino conseguir un trabajo y tener una profesión. Una vida, como tantas otras en la India y en todo el mundo, truncada por quienes no asumen que la mujer es un sujeto de derecho y que su vida y su libertad valen lo mismo que las de un hombre.

Anuncios

Un pensamiento en “Dos niñas violadas en grupo y colgadas de un árbol en la India

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s